El alba

Hay un lugar donde van los soñadores que han dejado de soñar. Donde las finas cuerdas de la esperanza huelen a guitarra. Hay una razón por la que las musas casi siempre son mujeres, y casi siempre son hermosas. Hay jardines vacíos llenos de gente, y de música. Peter Pan era un niño que reía y daba palmadas, y un hombre que luchaba contra malvados piratas. Existen lugares llenos de poesía, de melancolía. Hay lugares que están llenos de ti.

Algunos hilos tejen redes, y algunas redes abrigan en invierno. Otras son raíces, y casi todas están hechas de sueños. Se han escrito muchos cuentos sobre caminos y apenas sobre llegadas. No hay romance sin noche estrellada. No hay novelas sin alguna gente buena, ni alguna gente mala. Todo es distinto con el frescor de la mañana. El mundo entero cambia a la luz de las velas.

En una colina, despiertos, dormidos, algunos niños que soñaron con ser poetas aguardan. Entre millones de estrellas, sólo las fugaces son recordadas. Algunos abrazos detienen el tiempo. Algunos soñadores despiertan. Las catedrales duermen. Las montañas contemplan. Todo cambia con el alba.

Jake estaba sentado en lo alto de un páramo, a orillas del lago. Durante años anduvo cobijado entre tabernas y patios andaluces. Ahora descansaba escuchando el rumor de la cascada. Sus ojos vagaban por los reflejos del cielo sobre las aguas calmadas.

“¿Ahora qué?” preguntaron sus sandalias.
“¿Ahora qué?” les respondió con la mirada.

El niño que soñaba con ser mayor dio paso al hombre que soñaba con ser niño. Las catedrales aguardaban. “Mashtub” masculló entre dientes. Jake esperaba que el viento cambiara. “Todavía quedan algunos alquimistas”, se dijo, “todavía quedan hadas”.

Estaba aún despierto cuando el sol despuntó al alba. “No temas”, le dijo, “te esperaré en Granada”. Se ha escrito mucho sobre caminos, pero muy poco sobre llegadas.

Saudade.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.